Escuchar este artículo
Tiempo de Lectura: 2 minutos

En el contexto de la política costarricense, algunos señores de la prensa, han decidido boicotear la participación de empresarios y profesionales en el actuar político.

Dentro de la situación de escuchas y arrestos, que provocó la detención de varios Alcaldes, funcionarios públicos y un empresario privado, ustedes publican una noticia con un grave y oscuro sesgo.

Procedo a hacer el desglose.

1.- las supuestas grabaciones que hace el OIJ, no son a mi persona.
2.-Es una conversación entre otras dos personas, las cuales hacen afirmaciones, no contundentes, no claras, sobre hechos que no son ni ciertos, ni demostrados. Pero más grave aún, de ser todo cierto, nada tienen que ver con ninguno de los actos que señala el OIJ en este caso.
3.- El medio que usted dirige, independiente, actuó de manera complaciente a una dañina posición periodística. Ustedes afirman falsedades en un titular tóxico. Eso, dentro del humor social y político, busca hacer impacto y daña honras ajenas. Eso, con todo respeto es inaceptable, y por tanto se lo dejo como una queja formal en su poder.
4.- Desde hace décadas he participado en muchas campañas políticas. La de don Luis Alberto Monge 1982/86 inició mi carrera política.
Yo he pasado por organización de clubes, por pegar banderas y calcomanías, repartir volantes y trabajar todas las finanzas de una campaña presidencial.

Para muchos, es normal que les pida ayuda, es normal verme en un banco pidiendo préstamos y financiamientos. De eso se trata la deuda política.

El Código Electoral prevé los endeudamientos de los partidos. Prevé la emisión de bonos  y establece las reglas de las donaciones y sus donantes. Mediante esa confirmación legal, he podido ayudar a varias campañas y a varios candidatos.

La mezcla perversa de unir mi nombre a hechos investigados, en los que para nada tengo relación, no solo es un descuido, sino más bien preocupa.

Revise siempre la fuente, las motivaciones , no confíe en un informe a ciegas. El mismo director del OIJ fue suspendido de su cargo hace unos años -por un caso narco, tráfico de influencias incluido- y hoy no solo dirige el OIJ, sino que ha postulado su nombre para ser Magistrado.

La Corte tiene mil problemas, luchas internas, crisis de presupuesto, falta de recursos y personal idóneo. Viene saliendo del estropicio de la señora Emilia Navas, y aún así le tengo fe.

Pero entendamos, que ha pesar de ser tribunales de Derecho -Justicia es otra cosa- , entendamos que es un órgano político que vive de su imagen y de presupuesto público. Es tan político como los otros supremos poderes, con el agravante de este controla el TSE.

El sector privado/productivo, al que yo pertenezco, debe tener todas las sanas facilidades para participar en política. No hay derecho a que una grabación, hecha en marzo del año en curso, en plena pre campaña del PLN, usted la mezcle con los temas de los actuales investigados para revolver mi nombre y nuestra campaña.

Respeto la prensa libre y fuerte. No me gusta las insinuaciones ni tolero injusticias. Aquí se cometieron ambas.

Buenas noches y muchas gracias.

Orlando Guerrero V
Ciudadano en ejercicio
Costa Rica Justa.


Traducir artículo

PUBLICIDAD.