PUSC arremete contra diputada del PAC por ventilar caso sospechoso de COVID-19 de asesora

Escuchar este artículo
Tiempo de Lectura: 2 minutos

Tres legisladores de la fracción del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC) se mostraron molestos con la diputada oficialista Laura Guido, a quien le achacaron el haber ventilado en Plenario un caso sospechoso de COVID-19 de una asesora del PUSC.

Durante la sesión de este jueves, se discutía el segundo debate del proyecto “Contra la Violencia y el Racismo en el Deporte”, que conllevó a varios congresistas a querer dar su criterio al respecto.

Sin embargo Guido solicitó disminuir el uso de la palabra o bien agregar sus argumentaciones en el acta. Lo anterior con el contexto de que había un caso sospechoso de una asesora del PUSC.

Eso generó el malestar de las socialcristianas María Inés Solís, Shirley Díaz y Erwen Masís quienes le reclamaron por exponer a una funcionaria.

“Es una irresponsabilidad que se ponga a hablar así de una asesora (de la) Unidad cuando ha habido casos sospechosos de otras fracciones y no se ha dicho ni expuesto a una persona de la manera que usted irresponsablemente lo acaba de hacer”, respondió Solís.

Díaz confirmó que a la funcionaria se le realizó la prueba, pero aún no se tiene el resultado.

La oficialista se escudó en la publicación de un periodista, así como su preocupación porque el Plenario no reúne las condiciones adecuadas de ventilación y distanciamiento entre curules.

OBSERVE MÁS: Congreso aclaró que no tiene contagios de COVID-19, pero diputados suspenden sesiones de la otra semana

Medidas adecuadas

Rodolfo Peña, jefe de fracción del PUSC, aclaró que aunque si bien están a la espera de los resultados, se tomaron las medidas adecuadas de aislamiento de la empleada hasta tanto obtengan la comunicación oficial del Ministerio de Salud.

Este jueves hubo una confusión impulsada por Eduardo Cruickshank, presidente del Congreso, quien inicialmente señaló que había dos casos confirmados de funcionarios legislativos con COVID-19.

Sin embargo media hora después aclaró que se trataba del hijo de un empleado y del esposo de la funcionaria.

El Plenario tomó la decisión esta mañana de no sesionar la próxima semana, con la excusa del aumento de casos reportados por las autoridades sanitarias.

“Quedamos convocados para el lunes 13 (de julio) a las 9 horas con 15 minutos”, concluyó Cruickshank.


Traducir artículo