El reto que es para los adultos mayores poder generar ingresos

Escuchar este artículo
Tiempo de Lectura: 2 minutos

Por Manuel Gerardo Arguedas. Socio repartidor Uber Eats

Creo que mi caso puede servir de ejemplo a otras personas que como yo, pese a tener 60 años, requieren generar ingresos para seguir adelante. Buscar trabajo a esta edad es realmente complicado, son pocos los chances que uno tiene y muchas las necesidades.

Luego de tener un empleo estable por más de 11 años en un laboratorio clínico como mensajero, me vi durante mucho tiempo sin poder trabajar, buscando, tocando puertas y ninguna se abría. La edad era una barrera enorme.

Las opciones laborales son tan pocas para los adultos mayores. Cuando un amigo me contó de Uber Eats, le di vueltas al tema y al final me decidí a intentarlo, porque realmente necesitaba llevar sustento a mi familia.

Así que hace 4 años inicié una nueva aventura. Buscando siempre calidad en lo que hago, me registré como socio repartidor en el app de Uber Eats. Para mí era toda una novedad en ese momento porque uno no tiene la habilidad de los jóvenes usando la tecnología, pero no fue difícil aprender a usarla.

Poder generar ingresos de forma tan fácil de verdad que ha sido una bendición, algo que agradezco mucho. Nunca pensé que la tecnología permitiría a personas mayores como yo tener acceso, flexibilidad, sentirnos útiles, pero sobre todo poder hacer frente a las obligaciones familiares que tenemos.

Me llena de orgullo decir que ya he realizado más de 10 mil entregas usando la aplicación, estoy en la categoría diamante, lo que quiere decir que mi servicio es sumamente bueno y las personas están muy contentas. Me dejan comentarios que me motivan a ser mejor cada día.

Para lograr mis objetivos económicos me conecto al app todos los días en el tiempo que tengo disponible. Normalmente hago unas 22 entregas por día en mi moto que me permite movilizarme mejor por la ciudad.

Definitivamente es un reto emprender, tratar de obtener ingresos cuando somos mayores. Me he topado con la suerte de poder hacerlo y de conocer otras personas que también, a mi edad o más grandes que yo, lo hacen.

Perder el miedo a la tecnología cuando no estamos acostumbrados es un desafío, pero vale la pena si le da a uno la posibilidad de hacer cosas útiles y generar ingresos. Solo hay que tomar la decisión y no dejar pasar las oportunidades que tenemos tan a la mano, es un tema de actitud y no arrugarse ante la adversidad.

 

 


Traducir artículo

PUBLICIDAD.