Entrenamiento funcional en el atletismo

Escuchar este artículo
Tiempo de Lectura: 3 minutos

Aaron Conejo para El Observador

Costa Rica es un país increíble y privilegiado, tanto climática como geográficamente. Sol, lluvia, frío, calor, asfalto, lastre, barro, montañas y llanuras, le convierten en el lugar perfecto para hacer turismo y para practicar múltiples deportes al aire libre.
Estas condiciones permiten que cada vez se pueden observar más personas practicando diferentes disciplinas, entre las cuales, una de las favoritas es el atletismo; ya sea como pasatiempo o competencia, en asfalto o en montaña.
El atletismo es una disciplina sumamente demandante no solo por su gran exigencia a nivel cardiovascular sino también por el gran estrés que provoca a nivel de músculos y articulaciones, lo cual ha generado también una gran variedad de lesiones en las personas que le practican. Espalda, rodillas, glúteos, piso pélvico y hombros están entre las lesiones más comunes. Esto debido a la falta de información sobre los cuidados necesarios para practicarla de una manera correcta y segura.

El Fortalecimiento

La primera recomendación que cada corredor amateur recibe, cuando comienza a dar sus primeros trotes, es que necesita combinar el entrenamiento en el asfalto con el trabajo muscular.
Esta información crea más conciencia de lo importante que es el fortalecimiento muscular para los corredores y es ahí donde el entrenamiento específico llega a ser el método perfecto para complementar con este deporte, pues no solo previene a los deportistas de lesiones sino también les ayuda a mejorar su rendimiento.
Entrenar en un gimnasio con máquinas y rutinas repetitivas suele ser una opción, pero puede ser tedioso para todas aquellas personas que buscan y gustan de lo dinámico e innovador, es por eso que el entrenamiento funcional es el más adecuado para complementar la libertad de los movimientos y la especificidad que ofrece inclusive imitando movimientos de correr hacen de su práctica una manera divertida y efectiva de alcanzar las metas por conquistar

Más diversión más rendimiento

A diferencia del entrenamiento con pesas, que suele trabajar un grupo muscular específico en cada ejecución, el entrenamiento funcional tiene como característica principal que recluta gran cantidad de músculos al mismo tiempo, esto lo convierte en una actividad mucho más demandante, entretenida, dinámica e integral.

Pesas rusas, bolas, barras, bancos, mazos, llantas, cuerdas y hasta cajas, hacen de cada rutina un evento desafiante y entretenido. Esto le convierte en la mejor opción para superarse así mismo en el transcurso de entrenamiento y de cada salida a correr.

Especificidad

Fuerza, potencia, resistencia, coordinación, equilibrio y flexibilidad: todas estas cualidades juntas crean una mejora significativa no solo en la parte física sino también en cada uno de sus entrenamientos y la mejora en factores importantes como la resistencia y los tiempos, también en la prevención de lesiones relacionadas a sobrecargas y estrés las cuales siempre están ligadas a largas jornadas de preparación o de ejecución de un ejercicio o disciplina en específico.
Muchas personas que practican este deporte, además de tener conocimiento de rutinas de correr, también saben que es necesario trabajar músculos importantes como cuádriceps, isquiotibiales, pantorrillas y dan por un hecho que ya eso los prepara al 100% para una carrera o para practicar distancias; pero ¿Y la zona central o CORE?

CORE

Para muchos desconocida, pero muy requerida durante la corrida, la región central o core. No solo es la causante de múltiples lesiones a nivel lumbar o ciático en los corredores cuando no se encuentra en óptimas condiciones para recibir el estrés, sino que también es el centro de gravedad corporal y está constituido por varios grupos musculares entre los cuales están los músculos de la espalda, abdominales y cadera, contando los glúteos y el piso pélvico.
Todos estos músculos trabajan en grupo y hacen de la corrida, no sólo una actividad más placentera sino más segura y efectiva a la hora de ejecutarla.
Invertir en el entrenamiento funcional para el fortalecimiento de estos grupos musculares es de mucha importancia, tanto para el corredor que quiere mejorar su desempeño como para el que quiere hacerlo de una manera menos exigente.
Recuerde que entre más fuerte se encuentran estos grupos musculares, más segura será la corrida.
Por esta razón le recomiendo que busque un gimnasio certificado en entrenamiento funcional y viva la experiencia no solo de poder correr mejor, sino también la de poder correr de forma más segura.


Traducir artículo