Escuchar este artículo
Tiempo de Lectura: 2 minutos

Los monos congos en Costa Rica, los babuinos en los EE. UU., los chimpancés y los monos de cola roja en Uganda, están expuestos a pesticidas peligrosos y productos químicos retardantes de llama, según una nueva investigación.

Un estudio publicado este 8 de setiembre confirmó la presencia de estos productos químicos tanto en monos salvajes como en cautiverio y sugiere que, a medida que los humanos invaden cada vez más su hábitat, corren un alto riesgo de contaminación.

Rodolfo Quirós, biólogo de la Organización para Estudios Tropicales (OET) en San Vito, Costa Rica, es uno de los colaboradores del estudio, publicado en la revista científica Environmental Science and Technology.

OBSERVE MÁS: Cuidando La Finca: campaña pretende disminuir atropellos de vida silvestre en carreteras

Los investigadores recogieron desechos de monos en un parque nacional en Uganda, un santuario de EE.UU. y una estación biológica en Costa Rica y midieron los niveles en cada caso de 21 pesticidas de vieja generación (OCPs), 29 pesticidas de nueva generación (CUPs), 47 retardantes de llama halogenados (HFR) y 19 retardantes de llama organofosforados.

“Nos sorprendió encontrar una serie de químicos, desde la vieja generación hasta los contaminantes más nuevos, en las heces de los primates, incluidos los que viven en regiones más remotas”, dijo Marta Venier, coautora del estudio dijo, según un artículo sobre el estudio publicado por la Universidad de Indiana, donde trabaja.

“Este estudio muestra que la materia fecal se puede usar a nivel mundial para examinar la amenaza, a veces ignorada, que representa la contaminación química para la vida silvestre, especialmente en monos y otras especies protegidas”, agregó.

Químicos encontrados

Tres pesticidas de vieja generación (α-hexachlorocyclohexane, β-hexachlorocyclohexane and hexachlorobenzene) fueron los que prevalecieron en los tres sitios de prueba.

En el caso de Costa Rica, también se halló con frecuencia un químico retardante de llama (decabromodiphenylethane), aunque no especificó cuál sería la causa potencial de esta contaminación. Este tipo de químicos se usan en productos eléctricos como computadores, así como en algunos muebles.

OBSERVE MÁS: Asociación de bienestar animal denunciará a cinco zoológicos por incumplimiento de ley de vida silvestre

Un plaguicida de uso actual llamado chlorpyrifos fue el más frecuente de esta categoría en los primates de Costa Rica y el santuario de Indiana.

El estudio es importante porque comprueba la exposición de los animales a este tipo de químicos, sin embargo, se requieren más investigaciones para determinar si está dañando a los animales, según un artículo de Environmental Health News.

“Nuestros métodos se pueden usar para examinar la amenaza de los contaminantes químicos para la vida silvestre, lo cual es fundamental para las especies en peligro de extinción donde solo se pueden usar métodos no invasivos”, concluye el estudio.


Traducir artículo